Social Icons

viernes, 11 de enero de 2008

JUGADORES DE LEYENDA ...... CRESPÍN


Juan Antonio Crespín Rodríguez, “el Búfalo”, nació en Avellaneda , el 31 de julio de 1961. Mide 1,76 y cuando llegó al CDSF pesaba unos 74 kilos. Sólo jugó una temporada en el CDSF, concretamente la temporada 1994-1995, en Segunda B. Llegó a las órdenes de Antonio González Flores. Pero vayamos por partes.

Crespín llegó a España en la temporada 88-89 procedente del San Lorenzo de Almagro, con la carta de libertad en la mano. Previamente había militado varias temporadas en el Lanús. Fichó por el Real Zaragoza. En el equipo maño entrenado por Radomir Antic jugó con jugadores de la categoría de Pardeza, Señor, Vizcaino, Paquete Higuera, el delantero Moisés, el portero Chilavert, etc. Completó una buena temporada, pues fue autor de 8 goles en 31 partidos jugados en Primera División. Debutó con el equipo maño en la jornada 3, un 18 de septiembre de 1988, en La Romareda con un Zaragoza – Sporting que acabó con empate a uno.

En la siguiente temporada, la 89-90, se marcha al Elche. En este equipo se llevó desde la temporada 89-90 hasta la 92-93. El descenso federativo que sufre su equipo, con descenso incluido a Segunda B, motiva que se lleve 8 meses inactivo, pues ocupaba plaza de extranjero en aquellos momentos.

Tras esta inactividad de ocho meses, Ramón Blanco decide incorporarlo a la delantera cadista. Gustaba de su potencia y su capacidad rematadora. Llegó en marzo de 1993. Aquí en Cádiz no le van las cosas nada bien. La inactividad de varios meses sin jugar lo acusó en su juego. Debutó en abril en el campo del Sadar en un encuentro del Cádiz contra el Osasuna que acabó con empate a uno. Jugó varios partidos pero no marcó ni un solo gol. Al término de la temporada se marcha con el sabor de fracaso en la boca.

En verano de 1993 firma por el Atlético Marbella, por aquel entonces en Segunda División. El equipo marbellí presidido por el magnate Bob Petrovic llevó muchos jugadores nuevos al equipo y a la vez muchos cambios de técnicos, Ramón Blanco de nuevo incluido. Fue el máximo goleador del equipo con ocho goles. El equipo acabó en el puesto número 12 de la clasificación. En este equipo tuvo como compañero a Esteban Trujillo, posteriormente en el equipo azulino. Además a Juric, Mariano Aguilar, el portero Covelo, el exbético Chaparro, o el lateral del Atlético de Madrid Armando.

Termina la temporada con el Marbella y recibe ofertas de varios equipos. El CD San Fernando de SuperPaco fija sus ojos en él. Decide traerlo a la Isla e invitarlo a jugar en Segunda B. Ya para entonces tenía la doble nacionalidad. Ese mismo verano recibió la oferta del Compostela de Caneda. SuperPaco le convence y firma en verano de 1994 por el equipo azulino, que volvía a militar en Segunda B.

El 26 de julio de 1994 se presenta con el primer equipo, a las órdenes de Antonio González Flores. El equipo se había reforzado con jugadores en principio importantes. Llegaron el portero Antonio, que había jugado en el Valencia; Ángel Oliva, en el Cádiz; Francis Abascal, en el Cádiz; además del goleador Valero (actualmente en el Granada 74 con 37 años), Rajado, Abel, Edu Odriozola, Patino, Yoi y algunos más.

Su debut con la camiseta azulina fue en julio de 1994 en un partido típico de verano contra el Sevilla. El campo presentaba una buenísima entrada, con más de 3000 personas. El Sevilla de Luis Aragonés llegaba con Unzue, Soler, Moya, Suker, Monchi, el actual entrenador Manolo Jiménez, Tevenet, etc. El partido acabó con victoria local por 3-2, goles de Valero, Crespín de penalti y Prieto en propia puerta.

Su debut en campeonato oficial fue en Bahía Sur en la primera jornada del Campeonato, contra el Cádiz CF. El resultado 1-1. Nene Bueno y Rafa Bono fueron los goleadores. El equipo inicial fue el siguiente:

Sierra; Francis, Rocki, Oliva, Rivas, Nene Bueno, Patino, Edu Odriozola, Rajado, Crespín y Antonio Valero.

Su primer gol con nuestra camiseta fue ante el Recreativo de Huelva en Bahía Sur. El equipo cañaílla ganó por 1-0 con gol del Búfalo de cabeza a centro impecable de Nene Bueno. Eso ocurrió un 19 de septiembre de 1994.

Durante toda la temporada fue elegido el capitán del equipo por su veteranía. Ya contaba con 33 años. A pesar de que se le discutió, para mí completó una muy buena temporada. Las cifras cantan:

- Partidos jugados: 36

- Goles: 16 , varios de penaltis, pero había que meterlos y los metía.

A mi personalmente me causó una buena impresión su paso por la Isla. Daba la impresión de que incluso que cojeaba, pero era su estilo.

Con el descenso ya contado en otro monográfico del equipo se marchó al Xerez Deportivo. El equipo xerezano de José Ángel Moreno decide ficharlo. El entrenador sevillano se fijó en los dos partidos de liga y dos de copa que jugaron ambos equipos. El Búfalo recuperaba su prestigio. En el equipo de la Ciudad del Vino jugó 33 partidos y marcó solamente 6 goles. Compartió vestuario con Miguel Ángel Rondán, Juan Pedro, Chicha, Zafra, Javi Peña o Quini, entre otros. Militaban en Segunda B.

En la temporada 1996-1997 firma por el equipo malagueño del San Pedro. Ya cuenta con 35 años. Cacho Heredia cuenta con él para la delantera con Parrado. Allí jugará con los porteros Requena y Barbero, conocidos por esta zona, con Zapatera, Bersabé o el citado Parrado.

La temporada 97-98 jugó en el Novelda. Seguía militando en Segunda B. Allí formó delantera con otro exazulino, Sigüenza.

Su último equipo fue el Santa Pola de Tercera División, equipo alicantino. Colgó las botas en verano de 1999.

Cuando colgó las botas, decidió seguir la carrera de técnico. Ha entrenado hasta ahora a los cadetes del Elche, al juvenil C y al A del Elche. Actualmente es el entrenador del Elche Ilicitano, filial de Tercera.

Finalizamos analizando su estilo de juego. El Búfalo se autodefine como un jugador de potencia y velocidad, que juega con sencillez, no muy técnico. Se declara seguidor del Real Zaragoza y del Barcelona, además del Racing de Avellaneda.


No hay comentarios :